“…La historia del cavallino rampante es simple y fascinante. El caballito estaba pintado en el fuselaje del caza de Francesco Baracca, el heróico aviador caído en Montello, el as de ases de la I Guerra Mundial.
Cuando gané en 1923 el primer Circuito del Savio, que se corría en Rávena, conocí al conde Enrico Baracca, padre del héroe; de aquel encuentro nació otro con la madre, la condesa Paolina. Fue ella quien me dijo un día: “Ferrari, ponga sobre sus coches el cavallino rampante de mi hijo, le traerá fortuna…”.

Conservo todavía la fotografía de Baracca con la dedicatoria de sus progenitores, en la que me confiaban el emblema . El cavallino era y sigue siendo negro; yo le añadí el fondo amarillo, que es el color de Modena…”

– Enzo Ferrari –

ESTUDIO DE LA MARCA

El caballo pasa a ser el emblema de la escuderia, pero el escudo apareció publicamente en 1932, durante la carrera de Spa de 24 horas, ese día los dos pilotos Tarrufi y D’Ippolito ganaron la Victoria.  Ferrari al ser una división de Alfa Romeo ya tenia su propio logotipo que era un trébol sobre un triangulo .

Es muy dificil ser capaz de diferenciar a qué modelo y año pertenece cada versión de logotipo. A continuacion mostramos algunos cambios que sufrío el emblema a lo largo de los años:

 

 

Historia de la marca de Ferrari

El logotipo original era un escudo curvo dentro de un marco y con las iniciales en la parte inferior del escudo, en 1952 se quito el marco rectangular y las iniciales SF se pusieron más grandes.

En 1959 se incluyo el logotipo en la parrilla del radiador por primera vez.

Entre 1962 y 1963 el caballino se modernizo y se utilizaba el color dorado y el escudo tenia relieve, pero en 1964 de nuevo se volvió apostar por los colores planos, sin relieve.

A lo largo de estos ultimos años ha subrido cambios en su diseño, el color, el tamaño incluso el material de los emblremas que se utilizaban en la parte delantera y trasera de los coches, se empezo a utilizar el aluminio pulido, cromado…Actualmente, se utiliza la imagen del caballo en color plateado en su versión con relieve, y suele ir sobre el rojo inconfudible de los ferraris.